Este post ha sido elaborado por Morgan Schaaf y David Gomez, abogados de Baylos y representantes de la parte demandante.

Tal y como ya explicábamos en otro post en este mismo blog, la titularidad de la marca “Schweppes” en Europa se encuentra fragmentada entre dos titulares: mientras que el titular de la marca en España y otros países es Schweppes International Ltd (Grupo Schweppes), en el Reino Unido, el titular de esta marca es The Coca-Cola Company (Grupo Coca-Cola).

Esta situación marcaria inédita ha dado lugar a numerosos procedimientos judiciales en los que la licenciataria de la marca en España Schweppes, S.A. se enfrentó a distribuidores que comercializaban en España productos de la marca “Schweppes” del Grupo Coca-Cola, entre los cuales destacamos el procedimiento frente a Red Paralela del que conoció el Juzgado de lo Mercantil núm. 8 de Barcelona.

En dicho procedimiento, Red Paralela aportó una serie de indicios que, en su opinión, serían susceptibles de demostrar la existencia de vínculos económicos entre el Grupo Schweppes y el Grupo Coca-Cola, así como la existencia de una promoción de una imagen de marca única por parte de ambos titulares, y a la postre, el agotamiento de los derechos del Grupo Schweppes sobre la marca “Schweppes” en España.

Como consecuencia de las dudas albergadas por el Juzgado de lo Mercantil núm. 8 de Barcelona, dicho órgano decidió plantear una cuestión prejudicial ante el TJUE, dando lugar a la Sentencia del TJUE de 20 de diciembre de 2017, que señala que el titular de la marca fragmentada podrá impedir la comercialización, en sus respectivos territorios, de un producto fabricado por el otro titular, salvo que concurren determinadas circunstancias, con sus respectivos requisitos. Tuvimos ocasión de explicar esta sentencia en un post anterior.  

Pues bien, siguiendo la interpretación de la doctrina del agotamiento del derecho proporcionada por el TJUE, el Juzgado de Barcelona desestimó la demanda del Grupo Schweppes; y, a partir de una interpretación s sensu contrario, el resto de órganos jurisdiccionales españoles que habían determinado unánimemente que la comercialización en España de productos “Schweppes” fabricados por el Grupo Coca-Cola infringía los derechos exclusivos del Grupo Schweppes, abogó por el agotamiento de los derechos del Grupo Schweppes.

A este respecto, debemos señalar que los elementos que fueron tenidos en consideración por el Juzgado para inferir en la existencia del agotamiento de los derechos del Grupo Schweppes fueron los siguientes:

  1. la existencia de dos únicos tweets que supondrían que Grupo Schweppes asume como propio el territorio inglés para la distribución y publicidad de la marca “Schweppes” en RRSS
  2. dos únicas publicaciones en Facebook que implicarían supuestamente el uso por parte de Schweppes de la imagen de los productos ingleses en su “publicidad institucional”
  3. la existencia de un link hacia la web de Coca Cola en la versión inglesa de la web europea de “Schweppes”
  4. las diferencias mínimas de presentación entre los productos
  5. las referencias del Grupo Schweppes al origen inglés de “Schweppes”
  6. la existencia de una política de registros paralelos de las marcas “Zero” y de la firma del fundador Jacob Schweppe por parte de ambos titulares en sus respectivos territorios, así como la solicitud de registro de un diseño comunitario realizada por error por el Grupo Schweppes (posteriormente retirada tras un requerimiento de Coca Cola)
  7. el contrato de licencia en Holanda entre ambos grupos empresariales por las vicisitudes de ese territorio
  8. la supuesta falta de oposición del Grupo Schweppes a la comercialización de productos “Schweppes” de Coca Cola en Amazon.

No contento con la decisión, el Grupo Schweppes presentó recurso de apelación de frente a dicha resolución ante la Sección 15 de la Audiencia Provincial de Barcelona (“AP”), y la sentencia del juzgado de primera instancia (que había planteado la cuestión prejudicial) fue integradamente revocada.

A estos efectos, cabe señalar que la AP corrige la redacción dada de los hechos relevantes y no controvertidos por parte del Juzgado de primera instancia, sustituyéndola por una redacción neutra y sin conceptos jurídicos indeterminados. A modo de ejemplo, la AP no considera, al igual que la Sentencia del Juzgado de lo Mercantil, que el Grupo Schweppes hizo publicidad de los productos “Schweppes” del Grupo Coca Cola en sus páginas webs, sino que describe la situación que quedó probada en los autos, en virtud de la cual si el usuario pincha en la bandera de “UK” se le redirige a la página web del Grupo Coca Cola en Reino Unido. Del mismo modo, la AP ya no habla de “publicidad institucional” a la hora de referirse a los indicios aportados por Red Paralela sobre determinadas publicaciones en redes sociales, sino que se limita a señalar la existencia de dos tweets controvertidos. Lo mismo ocurre en relación con los registros marcarios realizados por el Grupo Schweppes y el Grupo Coca-Cola, puesto que se limita a relatar prudencialmente los registros que hicieron respectivamente cada empresa, sin calificar dichas prácticas de “política de registros paralelos”.

Pues bien, en vista de los hechos probados del procedimiento y tras valorar la prueba obrante en los autos, la AP llega a la conclusión de que no puede compartir la valoración de la prueba realizada por el Juzgado de lo Mercantil núm. 8 de Barcelona. Con el fin de motivar su decisión, la Sección 15ª de la AP de Barcelona entra a valorar de forma muy detallada cada uno de los indicios tenidos en consideración por el Juzgado de primera instancia:

  • Acceso a la publicidad de los productos Schweppes británicos a través de la web del Grupo Schweppes: No considera que este hecho demuestre la existencia de una publicidad de los productos “Schweppes” del Grupo Coca Cola, sino que solamente informa sobre el productor local de los productos “Schweppes” en Reino Unido. La AP cree que el público de esta página web son consumidores iniciados o profesionales, los cuales serán susceptibles de entender que la marca “Schweppes” pertenece a otra empresa, que es el Grupo Coca Cola, en Reino Unido.  
  • El Grupo Schweppes asume como propio el territorio inglés en las redes sociales: Señala que dos únicos mensajes en Twitter son insuficientes para deducir que se hace publicidad de los productos “Schweppes” ingleses en redes sociales.
  • Uso en publicidad institucional de la imagen de productos “Schweppes” ingleses: Señala que esta afirmación se basa en pruebas discutibles, dado que no ha quedado acreditado que la marca “Schweppes” reproducida en las fotografías aportadas por Red Paralela es de Reino Unido y que, en cualquier caso, dos fotografías publicadas en redes sociales son insignificantes para deducir que se utiliza en la publicidad del Grupo Schweppes la imagen de productos ingleses.
  • Diferencias mínimas de presentación entre los productos de ambos grupos empresariales: Tras señalar que las diferencias posibles para marcar una botella de refresco no son muchas, debido a las limitaciones impuestas por el sector, señala que es comprensible que el Grupo Schweppes evoque en los productos su origen inglés.
  • Origen británico y vinculación con Reino Unido: Recuerda que las referencias al origen inglés del producto no pueden ser, según el TJUE, un indicio suficiente a los efectos de aplicar la doctrina del agotamiento del derecho.
  • Política de registros de marcas paralelos: En primer lugar, la AP corrige la Sentencia a quo, en relación con el modelo comunitario, confirmando que se ha quedado acreditado que el Grupo Schweppes renunció a dicho registro como consecuencia del requerimiento remitido por Coca-Cola. Por otro lado, señala que el registro común de la firma del fundador J. Schweppe está relacionado con el origen común de la marca histórica, lo que muestra un comportamiento imitativo para proteger la marca en sus territorios propios (se trata de una conducta perfectamente lícita en materia de marcas nacionales), y no la existencia de un acuerdo entre empresas. Por otro lado, confirma que la expresión “Zero” se ha generalizado para el sector de las bebidas, por lo que el registro de la marca “Schweppes Zero” tampoco es susceptible de mostrar la existencia de un acuerdo entre el Grupo Schweppes y el Grupo Coca Cola para la explotación de la marca “Schweppes”.
  • Situación en Holanda: La Sentencia de la AP señala que la existencia de un solo contrato de licencia en un país de la UE no permite acreditar la existencia de un acuerdo general para el conjunto del territorio de la Unión Europea.
  • Comercialización de tónicas inglesas en otros Estados Miembros: La Sentencia de la AP recuerda que la aplicación del agotamiento del derecho no puede resultar del silencio o inactividad del titular de la marca, por lo que no se puede tener en cuenta este indicio.

A modo de conclusión, la AP de Barcelona señala que solamente pueden tener fuerza a los efectos de la doctrina del agotamiento del derecho las referencias al origen británico de la marca y el acuerdo en Holanda, si bien concluye que estos indicios son insuficientes para dar lugar a la aplicación a la doctrina del agotamiento del derecho, en el sentido fijado por la Sentencia TJUE en el asunto Schweppes. En este sentido, señala que no se puede obligar al Grupo Schweppes a renunciar a revindicar el origen inglés de la marca, al tratarse de una marca centenaria con un origen común. Por otro lado, señala que la existencia de un solo contrato de licencia en Holanda no es susceptible de demostrar la existencia de vínculos económicos entre el Grupo Schweppes y el Grupo Coca Cola, para ejercer un control conjunto sobre la marca en la UE.  

En definitiva, se desprende de la interpretación realizada por la AP de Barcelona de la Sentencia del TJUE que las pruebas susceptibles de dar lugar al agotamiento del derecho deben ser irrebatibles, siendo irrelevante a estos efectos las similitudes entre las marcas paralelas nacionales con origen común, máxime en el supuesto de la marca “Schweppes”, que tiene un valor centenario que pertenece indiscriminadamente a ambos titulares, sin que se pueda impedir al Grupo Schweppes reivindicar el origen inglés e histórico de la marca por haber dejado de ser titular de la marca en Reino Unido. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.