Mala época para dedicarse a eso de ser un prestador de servicios de internet (PSIs). Aparte de los palos que les están lloviendo por el tema de las “fake news”, hemos identificado tres cuestiones a las que estos actores económicos deben prestar atención.

Primero, la Recomendación del Comisión sobre medidas para combatir eficazmente los contenidos ilícitos en línea estableciendo indicaciones para los PSIs a la hora de configurar sus procedimientos de notificación y retirada.

Segundo, las nuevas medidas legislativas para garantizar la transparencia y la equidad en las relaciones con las plataformas que obligan, entre otras cosas, a los proveedores de servicios de intermediación en línea a garantizar que sus condiciones de servicio para los usuarios profesionales sean fácilmente comprensibles y fácilmente accesibles. Aquí tenéis la Proposal for an EU Regulation on promoting fairness and transparency for business users of online intermediation services

Tercero, y mayor sorpresa, la propuesta de Reglamento y Directiva sobre la orden europea de producción y preservación de pruebas en formato electrónico en procedimientos criminales.

De acuerdo con Jones Day: “The draft Regulation enables judicial authorities to directly request a service provider (or its legal representative) in another Member State to disclose data about a user within 10 days or six hours in emergency cases («production order») or to retain such data («preservation order»). The draft Directive also requires Member States to enact legislation compelling service providers offering services in the European Union, but headquartered abroad, to designate a legal representative in the European Union for responding to such cross-border production/preservation orders”.

Todo esto se une al Reglamento general de protección de datos personales (25 de mayo, señores), y al Reglamento sobre bloqueo geográfico, el cual entrará en vigor en diciembre 2018 y, aunque la Comisión opine lo contrario, va a tener un fuerte impacto en aquellos PSI (sobre todo PYMEs y microempresas) que quieren hacer comercio electrónico transfronterizo.

Lo dicho, malos tiempos para ser un PSI: aquí, aquí y aquí.

Compartir
Artículo anteriorEntre genios anda el juego
Artículo siguiente¿Quieres venir a Alicante o a cualquier otro centro de la red EIPIN a desarrollar tu investigación?
Aurelio López-Tarruella
Profesor Titular de Derecho internacional privado. Universidad de Alicante (España), Abogado Of Counsel de Baylos, Profesor del Doctorado Europeo EIPIN – Information Society (Horizon 2020 Marie Skłodowska Curie Action ITN-EJD 2016-2019) y de diferentes Masters y cursos en España y el extranjero. Consultor para OMPI, la Comisión Europea y el Parlamento Europeo en proyectos de propiedad intelectual. Autor y editor de diferentes publicaciones.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.