Este artículo ha sido preparado por Vito Pati, alumni del Magister Lvcentinvs.

La “Piadina Romagnola” es una comida típica italiana que todos los lectores de Lvcentinvs que hayan visitado el Bel Paese ya conocen. Para los demás, se trata de un producto gastronómico tradicional compuesto por un hojaldre de harina de grano, aceite, levadura, sal y agua, que según la tradición tiene que cocinarse sobre un soporte de terracota.

Actualmente resulta protegida por una IGP y su zona de producción incluye las provincias de Rimini, Bologna, Forlí-Cesena y Ravenna. Unas de las ciudades fetiche de este “buque insignia” de la cocina italiana es Riccione.

Con la reciente sentencia del 19.04.2016 el Tribunal de primera instancia de Ancona ha declarado la nulidad de la marca denominativa “Riccione Passione Piada” de titularidad de la empresa “Natural Food s.r.l.”, como resultado de una acción interpuesta por parte de las empresas “Riccione s.r.l.” y “Rejka s.r.l.”.

Los motivos de nulidad de la acción eran dos:

  • Doble similitud y riesgo de confusión entre la marca citada y el signo distintivo notorio “Riccionepiadina” (en la decisión no se especifica si se trata de un nombre comercial u otro signo distintivo comparable)
  • Riesgo de error sobre la verdadera proveniencia geográfica del producto.

Los signos a comparar eran los siguientes:

Riccione Passione Piada”

vs

Riccionepiadina

En la primera parte de la sentencia, los jueces han excluido la semejanza entre los signos, debido a las diferencias presentes entre ellos, y consecuentemente han denegado la existencia el riesgo de confusión para los consumidores.

Los signos a comparar son efectivamente muy poco semejantes, con lo cual los magistrados no habrán tenido que hacer gran esfuerzo argumentativo para llegar a concluir que la impresión general provocada por dichos signos entre el público relevante será diferente.

Sin embargo, así como el bocado más sabroso de una comida siempre es el último, igualmente es la ultima la parte de la sentencia la que resulta ser más interesante para nosotros interesados en cuestiones de propiedad industrial.

La parte actora argumentaba que la marca tenía que ser declarada nula porque capaz de engañar el público relevante en relación al verdadero origen de los productos designados, en cuanto la misma incluía una expresa referencia a Riccione.

La demandada, por su parte, respondía argumentado que lo que ella comercializaba bajo la marca impugnada era un producto substancialmente diferente de la piadina romagnola y más similar, en cambio, a otro producto típico italiano: la “piada marchigiana” de la zona de Urbino (ciudad ajena al área de producción de la piadina romagnola)

El argumento de la titular de la marca no parece haber convencido a los jueces, los cuales se preguntan en la decisión: “¿por qué una empresa tendría que utilizar en su marca el nombre de la ciudad de Riccione, que es un área geográfica claramente diferente de la donde se produce la piada de Urbino (piada marchigiana), que representa el producto que la empresa dice comercializar?”

La sentencia dictada atribuye la decisión de incluir la referencia a la mencionada ciudad de Riccione a la voluntad de la empresa NATURAL FOOD de hacer que los consumidores relacionen (erróneamente) su producto con un área geográfica altamente conocida por la producción de la piadina romagnola.

Los lectores deben tener en cuenta que tanto en Italia como en el extranjero el grado de fama y renombre de la piadina romagnola es considerablemente más alto de lo de la igualmente deliciosa piada de Urbino. Por lo cual es absolutamente verosímil que NATURAL FOOD haya intentado atraer más consumidores empleando el nombre de un producto gastronómico más famoso que el realmente comercializado.

El origen geográfico evocado por la presencia del nombre “Riccione” es efectivamente idóneo para condicionar las decisiones del consumidor en el mercado, el cual verosímilmente compraría el producto designado por la marca “Riccione Passione Piada” con la idea da adquirir un alimento elaborado en la zona geográfica de la piadina romagnola y no una piada marchigiana (o de Urbino).

Tomando en cuenta el riesgo del error en el cual el público podría incurrir, la marca objeto del juicio ha sido declarada nula y, a falta de apelación de la decisión, tendrá que ser cancelada desde el relativo registro.

Aquí el enlace a la sentencia.

Os dejamos también el enlace a la página web del Consejo Regulador de la Piadina Romagnola aquí, donde aparte de muchas informaciones jurídicas relativas al pliego de condiciones y la normativa IGP, encontrarais como elaborar una verdadera Piadina Romagnola (Come si prepara) y las mejores recetas a base de piadina (Le migliori ricette).

Claramente, a no ser que os trasladeis a Romagna para elaborarla, no podréis ponerla en comercio como “Piadina Romagnola”. Pero esto ya lo sabéis.  

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.